Por JCCRojas

© JCCRojas 2014

Página Facebook Presione El enlace; JCCRojas Facebook

El 6 de Abril de 1973 la NASA envió al Espacio el Pioneer 11. En Noviembre de 1982 en la edición del magazine Science Digest el astrónomo y doctor J. Allen Hynek comentó que el Planeta X tendría que estar relativamente cerca entre unos 4-7 billones de millas de distancia. El astrónomo John Anderson quien trabajó para el Laboratorio de Propulsión Jet de la NASA llegó a la misma conclusión. Aunque hoy día se ha retractado de su pasada afirmación. ¡Esto es un magazine de CIENCIA donde 2 astrónomos profesionales altamente reconocidos dejaron ver su versión de los hechos en una revista oficial del establecimiento científico! Vea el escrito del Science Digest pulsando sobre el siguiente enlace. La Coordenada Del Planeta X En El 1982.

Luego, el 20 de Agosto de 1977 la NASA envió otro satélite y al pasar varios años se posicionó cerca de la misma región espacial donde se encontraba el ya antes enviado Pioneer 11. Es la misma región donde 2 astrónomos y astrofísicos catedráticos de la Universidad Lafayette de Luisiana en EEUU indicaron que se encontraba un nuevo y gran planeta masivo en las cercanías de la frontera más allá de Plutón. A su vez, unos astrónomos del Reino Unido también hicieron incapie en la misma región. Luego el 4 de Junio de 1992 NASA envió al Voyager 2 cerca de la misma región espacial donde se encontraban de antemano el Pioneer 11 y el Voyager 1. Los 3 satélites se encontraban cerca de la misma región espacial, no en el mismo lugar sino en la misma región y separados por casi la misma distancia. ¿Qué resultado puede emitir las coordenadas de 3 satélites espaciales? Pueden triangular con sus sensores satelitales la posición exacta del astro masivo perteneciente a nuestro sistema solar y que los astrónomos catedráticos de la Universidad de Lafayette de Luisiana reconocieron su existencia en el 1995, al igual que eventualmente lo confirmaron en el 2011. El estudio matemático realizado por los 2 catedráticos y astrofísicos John Matese y Dan Whitmire se inició en el 1995 y esto ha sido expresado por ellos mismos ya que realizaron una entrevista donde dieron a conocer los resultados de sus estudios. La noticia se encuentra disponible bajo el enlace Científicos De Luisiana Podrían Tener Evidencias De Nuevo Planeta. Este nuevo planeta podría ser conocido como el ya mencionado planeta Tyche que se cree que tiene entre 1-4 veces el tamaño de Jupiter según los profesores catedráticos antes mencionados.

El concepto original del Planeta X tal y como era visto por astrónomos pasados es rechazado hoy día desde que la jerarquía de la Sociedad Astronómica realizó unos cambios sobre nuevos conceptos de planetas entre los cuales cabe mencionar que su nueva visión para clasificar un astro como planeta es; no debe penetrar las órbitas de otros planetas, entre otras cosas. Por lo tanto cuando la Ciencia del presente habla sobre el posible descubrimiento de un nuevo planeta masivo en las inmediaciones de nuestro sistema solar al cual posiblemente llamen Tyche, la Ciencia rechaza que dicho astro pueda entrar a nuestro sistema solar y rechaza categóricamente que el mismo penetre las órbitas de los planetas y que se acerque a la Tierra. Por lo tanto la visión de un planeta X masivo que entre y salga de nuestro sistema solar tal y como se enseñaba hasta hace varios años es oficialmente rechazado. Pero hay varios astrónomos reconocidos que creen fielmente que de vez en cuando un gran astro masivo entra en nuestro sistema solar y en un momento determinado se acerca lo suficientemente a la Tierra y crea grandes estragos. Este grupo de astrónomos lo clasifican como “planeta cometa” o “cometa-planeta.” La definición de por si es controversial por que si es un cometa, no puede tener el tamaño de un planeta masivo. Por el otro lado si se trata realmente de un planeta, entonces no puede tener un gran rabo como desplazan los cometas. Así que la definición es totalmente controversial. La Ciencia lo rechaza oficialmente, pero existe un grupo de astrónomos profesionales que realmente creen que un gran “planeta-cometa” realmente entra a nuestro sistema solar y periódicamente se acerca a la Tierra. Por lo tanto, el descubrimiento de Tyche, si es que realmente se da a conocer como tal y si será anunciado al público, debemos esperar que la Ciencia sea consistente con su nueva versión sobre la naturaleza de los planetas y declare que ese planeta masivo no entra a nuestro sistema solar. En la edición del Science Digest antes mencionada y publicada en Noviembre de 1982 el doctor y astrónomo J. Allen Hynek presentó a manera de dibujo el siguiente mapa estelar presentado aquí bajo propósitos educativos informáticos y no lucrativo. Presione la foto de abajo para agrandar la misma y facilitar así su lectura.

PlanetaX2

 

Tanto J. Allen Hynek como el Dr. Robert Harrington jefe del Observatorio Astronómico Naval de EEUU creían y dejaron por escrito junto a otros astrónomos de la época que el astro masivo realmente entra a nuestro sistema solar y periódicamente se acerca a la Tierra. Por eso es que a lo largo de los años la NASA ha tratado de suprimir todos esos escritos por que se trata de estudios realizados por astrónomos y astrofísicos profesionales quienes eran miembros altamente reconocidos del establecimiento científico en el campo de la astronomía. La muerte repentina del Dr. Robert Harrington dejó muchas dudas y un mal sabor que algunos califican de “conspiración criminal” aunque no existen pruebas concretas ya que el Dr. Robert Harrington esperaba publicar que el tal Planeta X estaba cerca de penetrar nuestro sistema solar. Desde entonces los escritos sobre sus estudios resultan difíciles de conseguir.

En el dibujo que muestro arriba observamos que el Dr. J. Allen Hynek presentó en el Science Digest de Noviembre de 1982 la localidad del tal Planeta X y la distancia de la supuesta estrella acompañante de nuestro Sol, la estrella enana que algunos astrónomos llaman Némesis. El Dr. Allen en su dibujo presentó que para esa fecha la estrella se encontraba a 50 billones de millas de la Tierra mientras que el Planeta X se encontraba a una distancia entre 4-7 billones de millas. También presentó que los satélites Pioneer 10 y Pioneer 11 se encontraban a una distancia considerable cerca de las órbitas de Neptuno y de Urano. ¿Porqué? De acuerdo a los reclamos de la misma ciencia ambos planetas padecen de perturbación orbital debido a la presencia de un gran planeta gigantesco que en un momento dado afectó (perturbó) las órbitas de ambos planetas. La data concuerda con lo que otros astrónomos dieron a conocer. Estando ambos satélites en esas posiciones, la NASA solo necesitaba un tercer satélite para concretar la triangulación del tal proclamado Planeta X. Observe que la información la suministraron astrónomos altamente reconocidos y que gozaban de una posición privilegiada dentro del círculo de la astronomía y de la astrofísica. Un total de 4 satélites se encontraban cerca de las fronteras de nuestro sistema solar; Pioneer 10 y 11, Voyager 1, y Voyager 2. El Pioneer 10 se encontraba en otra localidad pero cerca de la órbita de Neptuno, en las fronteras de nuestro sistema solar por que sabemos que en un momento dado la órbita de Neptuno se acerca a la frontera de lo que antes se conocía como las puertas de nuestro sistema solar puesto que la creencia pasada era que el planeta Plutón, hoy día reconocido solo como un planeta enano bajo la nueva definición de la astronomía, era el límite de nuestro sistema solar. Presione la imagen para que pueda ver la misma en tamaño mayor.

Pioneer

 

Esta es la localidad donde el doctor y astrónomo J. Allen Hynek reveló que 2 satélites Voyager y un satélite Pioneer se encontraban en un momento dado. Esta imagen presenta la data desde otro ángulo, u otra posición espacial. El 4 de Junio de 1992 NASA tenía posicionado 3 satélites, dos en la región de Sagitario, y el 3er satélite sobre Sagitario. He fijado el software de astronomía para la misma fecha para que podamos observar claramente las coordenadas de los satélites en la región de los cuerpos celestes para la fecha determinada.

Qué casualidad que en un momento dado, para ser específico el 4 de Junio de 1992 dos satélites de la NASA se encontraban rondando en la misma zona con una diferencia de 20 grados mientras que un tercer satélite se encontraba en otra región separado por casi la misma distancia. Un cuarto satélite, que aunque se encontraba en otra posición, también estaba ubicado un poco más allá de la órbita de Neptuno lo cual lo posicionaba cerca de las puertas de nuestro sistema solar, según se creía para esa fecha. Todos estos astrónomos presentaron la noción que la razón para dicho evento era que la NASA conocía la región espacial en la que ellos creían que se encontraba el Planeta X en esos años. Razón por la cual colocaron un total de 3 satélites en esa región según estos astrónomos para poder realizar la triangulación exacta de la posición del Planeta X. Otro astrónomo expresó que los sensores de uno de estos satélites (posiblemente el Pioneer 10) tuvo un leve desvío no programado como si se tratase del efecto gravitacional que un gran astro ejerce sobre un cuerpo determinado, lo cual daba a entender que el tal Planeta X posee un campo gravitacional extremadamente potente.

Este escrito presenta data que la NASA no suministra públicamente. También muestra que algunos de los mejores astrónomos siempre fueron consistentes con el resultado de sus proyectos y con sus versiones. Muy distinto a la Ciencia de hoy día que he probado la manera en la que ellos han realizado encubrimientos tales como lo he presentado en varios escritos pasados. Recientemente la NASA ha dado a conocer que han “descubierto” un “nuevo cinturón de asteroides” por el cual la Tierra pasará comenzando en el año 2017. En realidad la NASA no ha utilizado la palabra “nuevo cinturón” sino que ha expresado que la Tierra pasará por una zona altamente cargada de asteroides. Pero algunos escritores lo han calificado de “nuevo cinturón de asteroides.” Esto me parece como el inicio de una nueva historia creada por el establecimiento científico donde eventualmente, para no quedar mal ante el público prepararán el camino con este “nuevo descubrimiento de asteroides” que luego desarrollarán posiblemente para expresar; “¿saben qué? Tenemos un grave problema, un gran astro se acerca a la Tierra.” Yo creo fielmente la versión de algunos astrónomos de renombres que aunque no es la versión oficial de la Ciencia, para mí representa lo más cercano a la realidad debido a que su trabajo revela que algunos de los mejores astrónomos han estado buscando este astro masivo aún en el presente. No se trata de lo que proclama un pequeño grupo de astrónomos sino que existe data desde tiempos inmemoriables que testifican sobre estos eventos. Las pruebas las encontramos en algunos escritos antiguos, en papiros egipcios, en narraciones de algunos pueblos y finalmente en la Biblia conocido como “el destructor que recorre los tiempos” descrito en los libros de Jeremías, Oseas, Isaías. El Apocalipsis nos arroja luz sobre los eventos donde el cielo se enrolla y las islas son removidas de su lugar, y ocurren varios terremotos de grandes proporciones. Revela una descripción exacta y detallada sobre si realmente se produciera una reversión de los polos. ¿Científicamente que podría hacer que los polos de la Tierra cambien de forma drástica e inmediata? La gravedad de un gran astro que se acerque a la Tierra. Pero espera, la Ciencia solo enseña que eso solo es posible de forma pausada con el correr de millones de años. ¡Ah, la Ciencia me ha demostrado que no sabe nada! ¿Sabe usted que revelan los astrónomos profesionales que realmente creen en la llegada del tal astro? Que la reversión de los polos se producirá de forma casi instantanea dentro de un lapso de tiempo cercano entre unos 28 minutos a 1 hora. De acuerdo a ellos esto ocurrirá cuando el polo norte del supuesto astro realice tranque polar con el polo sur de la Tierra. Será como 2 imanes que se atraen (fuerza de gravedad) pero debido a que ambos astros (la Tierra y el visitante) están en continuo movimiento orbital la Tierra sentirá como si le dieran una patada fuerte y deslocará su estabilidad. Esto provocará como consecuencia que la Tierra tiemble en todo el mundo (fuertes terremotos) y el agua de los océanos correrá hacia todos lados como cuando usted sacude un vaso de agua. El agua arropa todo a su alrededor dentro de su nivel de altura. Por eso, las aguas del mar llegarán a las costas con suma fuerza (maremotos -Tsunamis) y ocasionará enormes daños a nivel global. Esta no es mi opinión, es la expresión de varios astrónomos que estudian estos detalles, entre ellos Gill Brousard por solo mencionar uno de tantos. También enfatizan que la gravedad de un gran astro que se acerque a la Tierra hará que los volcanes estallen por todo el planeta de forma instantanea. Ya he leído esa misma versión. ¿Dónde? “La gente atemorizada por el bravido del mar” [Lucas 21:25] La biblia Kolbrin también presenta los eventos pasados donde diferentes pueblos narran la llegada de una “gran estrella” que ocasiona calamidades sobre la Tierra. ¿Qué revelan los astrónomos sobre el campo gravitacional de este gran astro? Es posible que se desarrollen vientos de entre unas 300-400 millas por hora debido a que la atmósfera se mantendrá en su función aunque agitada, mientras que por otro lado la corteza se desliza lo que crea la percepción de un aumento de velocidad. Según estudiosos climáticos, esto puede provocar que “el techo del cielo” entiéndase la atmósfera se enfríe más de lo necesario para luego tratar de recuperar su estado original lo que provocará la caída de grandes pedazos de granizo. Creo que he leído algo semejante. ¿Dónde? En Apocalipsis 16:21 “y cayó del cielo sobre los hombres enorme granizo.” ¿Cuanto pesa el granizo que caerá del cielo? El texto suple el peso, cerca de 75 libras, piedras congeladas mortales. Todo esto tiene su explicación científica detalle por detalle, y la Ciencia con tal de negar el futuro incierto de la humanidad que permanezca para esa fecha trata de opacar y encubrir la revelación de nuestros antepasados y de la Biblia. Para conocer más de cerca lo que revelan algunos pergaminos, papiros antiguos, y la Biblia sobre estos eventos lean mis escritos relacionados adjuntos al final de este escrito. Como es de suponer mis detractores buscarán la manera de desprestigiar esta información que presento. La realidad es que cuando la ciencia recientemente presentó que la Tierra pasará por una “nueva zona cargada de asteroides,” esa noticia hizo que mis detractores quedaran mal puesto que ellos negaban esa realidad cósmica. Ahora permanecen en total silencio por que las mismas expresiones de sus amos de la Ciencia los ha refutado. También demuestra como la Ciencia niega algo y años después acepta precisamente lo que negaba demostrando así que carecen de firmeza sobre sus enseñanzas, pero así es la Ciencia es progresiva. También demuestra lo que he escrito, eso es, según los textos antiguos, pergaminos, y la Biblia existe un “destructor” donde Yahweh transtorna la atmósfera de la Tierra, la sacude, la vacía, y la remueve de su lugar, lea bien, la remueve de su lugar. El suelo terrestre es movido de su lugar. ¡Reversión de los polos!

Concluyo con el siguiente pensamiento. NASA, hay personas inteligentes que realizamos nuestras propias exégesis e investigaciones. Estudiamos idiomas antiguos ya desaparecidos para alimentar el intelecto, aprender, y corroborar ciertos asuntos que el establecimiento ha pretendido encubrir. NASA, no subestimes la inteligencia de los habitantes de la Tierra. Solo quedan 2-3 años para que el mundo entero despierte y se de cuenta que nuestro establecimiento encerró a la humanidad bajo un Matrix ficticio y que futuros eventos cercanos, muy cercanos se encargarán de hacer que la humanidad finalmente despierte.

Escritos Relacionados. Presione los enlaces para abrir las respectivas páginas.

El Destructor Regresa
OTAN Perderá Aliados En La Tercera Guerra Mundial
¿Se Acerca Un Gran Astro A La Tierra?
Científicos Persiguen Objeto Masivo En El Espacio
Científicos La Tierra Pasará Por Nueva Zona De Asteroides En El 2017