Ciudadanos y ciudadanas del planeta Tierra;
 
Estoy seguro que en la profundidad de su conciencia usted ha soñado alguna vez con la idea de mejorar las condiciones para la vida humana. Un sueño lleno de visión que logre una gran transformación positiva llena de esperanzas que le devuelva al género humano la dignidad que se merece.
 
Transformar puede ser sinónimo de rejuvenecer y renacer. Es obvio que el mundo necesita un cambio de conciencia, un proceder distinto al impuesto. Precisamente por esta nueva forma  visionaria es que algunos conformistas y tradicionalistas nos visualizan con antagonismo pues poseemos una visión clara sobre el futuro de la humanidad y el camino que debe proseguir si es que desea sobrevivir en este astro del firmamento que llamamos la Tierra. A ustedes se les ha entregado el traspaso de poder, la alternativa para cambiar y transformar el mundo pero eso solo se puede convertir en una realidad si actúan con denuevo y fervor. En ese proceder, existe una nueva generación de visionarios dispuestos hacer buen uso de ese traspaso de poder que se le ha suministrado a la nueva generación del siglo XXI. Los que poseen un buen entendimiento sobre los pilares de nuestra civilización comprenderán el alto significado de esa frase llena de misticismo para algunos pero llena de luz para los entendedores de la materia y es que dicha frase [traspaso de poder] es un regalo que se le extiende a la nueva generación del siglo XXI. Por lo tanto es mi visión y esperanza que los nuevos ciudadanos de nuestro planeta harán buen uso de esa herramienta que se le ha entregado en sus manos. De ahí que el ser humano posee la habilidad para refinar su propio "futuro" pero para emprender el mismo debemos actuar con sabiduría y hacer buen uso del oro dorado que se le ha entregado a esta nueva humanidad, el traspaso de poder. El sueño de todo visionario es que la colectividad humana posea las herramientas necesarias, de ahí las palabras iluminadoras <<nosotros el pueblo>>. Palabras de Luz para los que entienden los misterios de la Humanidad.
 
Por lo tanto a la nueva humanidad se le hace entrega de ese traspaso por cuanto ha respondido al llamado universal mediante la reacción masiva que por medio de ese proceder, el pueblo (nosotros el pueblo) ha expresado su deseo en pro de un cambio renovador. Es pues imperativo que los pueblos reaccionen como lo han hecho pues así completarán el ciclo de la reacción en cadena, que eventualmente culminará con el traspaso de poder.
 
Prefacio Revista:
El León Y El Leopardo
Octubre/Marzo 2007
 
Anuncios